Carrito para perros discapacitados: ¿Qué es lo mejor de 2021?

Carrito para perros discapacitados: ¿Qué es lo mejor?

Si el perro es el mejor amigo del hombre, un carro es el mejor amigo de un perro con dificultades para caminar o una persona discapacitada. Las causas pueden ser muchas, desde afecciones irreversibles relacionadas con la parálisis hasta lesiones simples que requerirán un soporte temporal de la rueda. Los carritos para perros son herramientas muy importantes porque permitirán a nuestro fiel compañero recuperar su independencia y es precisamente por ello que será igualmente importante elegir un modelo adecuado a sus necesidades particulares.

Los mejores carros para perros discapacitados

¿Cuál es el mejor carro para perros discapacitados?

Elegir el mejor carrito para tu perro no es una tarea fácil y esto se debe a que será necesario considerar múltiples factores como su tamaño, el tipo de condición en la que se encuentra, si el carrito se utilizará por un período corto o a lo largo de la vida, además de todas las demás necesidades específicas de nuestro amigo.

Hemos preparado para ti un artículo en profundidad para ayudarte a elegir el modelo que más se adapta a tus necesidades, comenzando como siempre con una comparativa de los carros para perros discapacitados más vendidos online.

A continuación te presentamos los mejores carritos para perros discapacitados:

1. Carro Teabelle para perros discapacitados con ruedas traseras

Este carro de dos ruedas traseras está fabricado en aluminio con acabados acolchados y transpirables, y es totalmente ajustable para adaptarse al cuerpo del perro, altura incluida. Las ruedas están hechas de espuma de alta densidad y, por lo tanto, lo suficientemente blandas para amortiguar las imperfecciones de la banda de rodadura, pero imposibles de perforar. Es adecuado para perros con movilidad reducida o completamente paralizados en las extremidades traseras. También cuenta con dos soportes regulables para permitir la rehabilitación de las patas.

2. Carro para perros discapacitados con ruedas traseras Tg. Media SehrGo

Es un carrito ligero de aleación de aluminio con acabados acolchados en materiales antibacterianos, totalmente ajustable en longitud y altura para adaptarse a la constitución del perro. La estructura también es regulable en altura. Las ruedas tienen una base bastante ancha que mejora la estabilidad del carro en la carretera y están hechas de un material de goma resistente.

3. Carro para perros discapacitados con ruedas traseras Tg. Pssopp pequeño

Es un carrito apto para mascotas pequeñas, fabricado íntegramente en aluminio con inserciones de espuma o nailon acolchado. Tiene un soporte suave a nivel del cuello y omóplatos. Se ajusta fácilmente mediante las correas que abrazan el cuerpo del perro y se enganchan con cierre a presión. Es un modelo imprescindible pero muy cómodo y resistente, con colores vivos, fácil de montar y desmontar.

4. Carro para perros discapacitados con ruedas traseras tamaño XL Hwt

Este carrito para perros está diseñado para perros XL o XXL. Está fabricado en aleación de aluminio y tiene dos grandes ruedas de goma estructuradas que permiten utilizar el carro tanto en interiores como en exteriores, en terrenos sin pavimentar. Tiene una cómoda banda que abraza el lomo del animal y otra que rodea el cuello, ambas en material suave anti-rozaduras. La estructura también se puede ajustar en altura.

5. El mejor carrito para perros discapacitados con rueda trasera para caminar

Un hermoso carrito con una excelente relación calidad / precio disponible en diferentes colores y sobre todo en una amplia variedad de tamaños, desde XXS hasta XXL. Está diseñado para facilitar que el animal haga su trabajo, ya sea macho o hembra. Está hecho de aluminio ligero con partes acolchadas de espuma o nailon. Se puede regular en altura y está equipado con reposapiés regulables en 5 posiciones para adaptarse a la necesidad de elevación más adecuada de las patas traseras.

6. Carro Anmasbox para perros discapacitados con ruedas traseras

Otro carro con una forma esencial en aluminio muy ligero con ruedas macizas en material engomado. Tiene una estructura regulable en altura y está equipado con correas de nailon con cierre a presión que abrazan el pecho del perro. El respaldo está sostenido por dos discos blandos en material acolchado, así como por los dos reposapiés regulables colocados en la parte trasera del carro.

Cómo funcionan los carros para perros discapacitados y por qué debería usarlos

Carritos para perros discapacitados

El funcionamiento de un carrito para perros discapacitados depende del modelo. Hay carros que dan un apoyo total al animal, otros que apoyan solo las patas traseras y otros que sostienen las delanteras. Las ruedas del carro reemplazarán la parte del cuerpo que está demasiado débil para moverse correctamente o que está paralizada.

Los beneficios de un carrito para perros son muchos: ayudan al perro en rehabilitación, le dan la libertad de moverse de forma independiente a pesar de la enfermedad, actuando también sobre el estado de ánimo del animal que es siempre un excelente combustible para la recuperación física. Estamos seguros de que serás el primero en sorprenderte literalmente de lo mucho que esta sencilla herramienta revolucionará la vida de tu perro discapacitado.

Como alternativa a los carritos para perros discapacitados, o como complemento, podemos orientarnos sobre arneses para perros que permiten al propietario ayudar a su amigo a caminar apoyándolo gracias a una serie de correas que lo sostienen. Está especialmente indicado para perros que necesitan recuperar la movilidad o para perros con dificultades motoras por edad, artritis, displasia de cadera, etc… Para más información sobre este tipo de productos puedes leer nuestro artículo anterior sobre los mejores arneses para perros.

¿Cuándo deberíamos considerar comprar un carrito para perros discapacitados?

El mejor carrito para perros discapacitados

Los carritos para perros pueden ayudarnos en numerosos escenarios donde la movilidad del perro se ve afectada, tanto parcial como totalmente. Por ejemplo:

  • Problemas neurologicos
  • Amputaciones
  • Artritis
  • Parálisis
  • Problemas espinales
  • Lesiones
  • Debilidad muscular
  • Dolor en las extremidades
  • Problemas de rodilla o cadera
  • Artritis
  • Patologías degenerativas
  • Hernia discal

Estos son solo algunos de los casos más comunes en los que elige comprar un carrito para perros. Intentemos echar un vistazo más detallado a las patologías:

  • Mielopatía degenerativa: ocurre en particular en perros mayores y se caracteriza por una pérdida de conectividad entre la columna y el cerebro. Algunos de los síntomas más comunes son el arrastre de las patas y la pérdida del equilibrio.
  • Displasia y artritis: ambas son afecciones muy dolorosas en humanos y perros. Mover las extremidades se vuelve difícil y el apoyo es más que recomendable en estos casos. Puede ver que su perro tiene dificultades para doblar las patas, sentarse, subir escaleras y, en general, moverse con suavidad, a veces incluso caer. Incluso estando parado, el dolor es frecuente y evidente en la mayoría de los casos, por lo que no será difícil comprender que algo anda mal.
  • Hernia de disco: es una afección común causada por el deterioro o desplazamiento del núcleo pulposo de su ubicación. Es extremadamente doloroso y afecta a perros de todas las razas y tamaños. Dependiendo del daño, incluso puede provocar la parálisis de las patas traseras. Tanto si la enfermedad ha causado un daño irreversible como si se ha mejorado o resuelto, un carrito para perros será de gran ayuda para su perro, que podrá recuperar la movilidad y / o realizar una buena rehabilitación.

¿Los carritos para perros discapacitados son adecuados para todos los perros?

En el mercado es posible encontrar modelos que se adaptan a casi todos los tamaños y necesidades del perro. Los carros pueden ser herramientas extremadamente caras y es importante elegir el que realmente se adaptará a la condición de nuestro amigo. Puede ser difícil encontrar el modelo para un perro con necesidades particulares y / o accesible para nuestras finanzas. En estos casos, podemos considerar alternativas de bricolaje o recurrir a profesionales del 3D. De hecho, no son pocos los casos de carros o soportes para carros impresos en 3D desarrollados íntegramente en el cuerpo de un animal que es demasiado pequeño, demasiado “especial o demasiado frágil para utilizar modelos estándar.

Características de un buen carro para perros discapacitados

carro para perros discapacitados y ancianos

A diferencia de cualquier otro producto para perros, en este caso no hay un carrito para perros universalmente mejor que los demás porque todo depende de qué modelo es mejor para nuestro perro en particular, con su singularidad del caso. Pero intentemos elaborar una lista de factores a considerar cuando nos encontremos evaluando los muchos modelos en el mercado:

  • La prueba de la toalla: el texto de la toalla es una de las mejores pruebas para determinar qué tipo de carrito para perros necesita comprar. También es una de las pruebas recomendadas por la mayoría de fabricantes. ¿Pero en qué consiste? Básicamente vamos a comprobar la fuerza de las patas delanteras del perro pasando una toalla por debajo del abdomen, en la zona de la cadera. De esta forma estaremos apoyando las patas traseras del animal. Asegurémonos de que las patas traseras no toquen el suelo. Y ahora veamos si nuestro perro puede caminar usando sus patas delanteras. Si puede moverse sin perder el equilibrio, si tiene una actitud tranquila, entonces podemos buscar un carrito para perros que solo sostenga la parte posterior del cuerpo. Si, por el contrario, notamos que el perro está luchando, que es inestable, que su andar es incierto o notamos muecas de dolor al mover sus patas delanteras, entonces será preferible elegir un modelo con soporte de cuerpo completo.
  • Diagnóstico del perro: además de la prueba de la toalla, también tendremos que considerar el diagnóstico del veterinario antes de elegir el carrito para perros. En este punto, intentemos analizar mejor las características de los 3 modelos diferentes de carritos para perros:
  • Soporte motor para todo el cuerpo: este tipo de carro está destinado a perros que sufren parálisis o que tienen músculos demasiado débiles en las extremidades. Generalmente son los carros más caros de los 3 porque deben tener dispositivos especiales capaces de garantizar el nivel adecuado de soporte para las necesidades específicas del perro. También están indicados en perros que se recuperan de una cirugía de espalda, por ejemplo, y también están indicados en perros mayores con problemas de artritis generalizados.
  • Carros de extremidades anteriores: este tipo de carro está indicado en perros con disfunción de las extremidades anteriores. Algunos modelos también están equipados con soporte cervical para reducir significativamente el dolor y la presión en el área del hombro, el cuello y el pecho.
  • Carros para patas traseras – finalmente están los carros para patas traseras diseñados para perros con dificultades motoras o parálisis de la parte trasera pero con las extremidades delanteras todavía fuertes y un gran deseo de ser independientes. En este caso tendremos que plantearnos si elegir un modelo que levante completamente las patas traseras, por ejemplo en caso de parálisis, o si el animal puede ser estimulado por un modelo en el que las patas traseras puedan tocar o tocar ligeramente el suelo.

Por último una nota sobre las ruedas que habrá que considerar detenidamente. Es importante que tengan una goma bastante ancha, que además sean flexibles, bien espaciados del cuerpo del perro y ligeros. De ruedas demasiado pesadas sería difícil de mover y se convertiría más en una herramienta de arrastre que no soporta para el cuerpo. Sin embargo, del mismo modo, una rueda demasiado estrecha acabaría atascándose fácilmente en los obstáculos del pavimento. Por eso es importante encontrar un buen término medio.

Cómo acostumbrar a la mascota al carrito para perros discapacitados

No debemos esperar que su perro se acostumbre inmediatamente a usar un carrito para perros, especialmente si ha sentido dolor durante mucho tiempo al intentar moverse. En un artículo anterior sobre las mejores jaulas para perros insistíamos en lo importante que es dejar que el perro se familiarice con el objeto, que será algo inusual para él, probablemente nunca antes visto, y por tanto podría despertar ansiedad o miedo. Al ser una herramienta diseñada únicamente para su bienestar, es de vital importancia proceder con mucha tranquilidad, sin estresarlo y sin pasar inmediatamente a la «prueba forzada». Tendremos que ir acostumbrándonos poco a poco . A continuación se ofrecen algunos consejos útiles:

  • Ayudémonos con reglas de entrenamiento simples: primero tendremos que usar nuestro sentido común. Dejamos que el perro se acostumbre al carro sin generar ansiedad innecesaria. Dejemos que lo huela en todas sus partes y se sienta cómodo antes de dejar que lo use.
  • Asegurémonos de que el entrenamiento sea constante ; para algunos perros, la transición es muy difícil y la única forma de acostumbrarlos con éxito a usar el carrito es la coherencia. Incluso si notamos miedo hacia este nuevo objeto debemos tener mucha paciencia y proceder con un entrenamiento constante y regular.
  • Procedemos con calma – durante el primer período de uso del carrito, incluso si vemos que el perro se mueve libremente y su respuesta general es positiva, no debemos excedernos. Permítales usar el carrito solo unas pocas horas al día, incrementándolo gradualmente poco a poco. Al final de cada sesión, asegurémonos de darle muchas recompensas, tanto codiciosas como mimadoras.
  • Nos ponemos en contacto con el veterinario para obtener más ayuda: si a pesar de todas las pruebas encontramos que nuestro perro no puede acostumbrarse a usar el carrito, comuníquese con nuestro veterinario o intente contactar con un entrenador experimentado para obtener ayuda.

Preguntas más frecuentes

 1. ¿El perro puede hacer sus necesidades con el carrito para discapacitados?

¡Sip! Los buenos carritos para perros discapacitados están diseñados para ayudarlos a hacer negocios. No podrán agacharse pero podrán orinar y defecar solos sin que los excrementos ensucien el carrito.

 2. ¿Puede el perro agacharse con el carrito para discapacitados?

Este tipo de soportes se utilizan para mantener al perro recto durante el movimiento pero también cuando está parado, por lo que no están hechos para plegarse y permitir que el animal se recueste o se siente. Tendremos que ayudarlo cuando ya no necesite moverse libremente.

 3. ¿Cuánto cuesta un carrito para perros discapacitados?

Una silla de ruedas para perros discapacitados puede resultar muy cara, incluso varios cientos de euros. Hoy en día, sin embargo, podemos encontrar muchas asociaciones que nos pueden ayudar a encontrar los usados, o podemos intentar acudir a los fabricantes de bricolaje aunque siempre es mejor buscar modelos de marcas de calidad, sobre todo si nuestro perro tiene un determinado tipo de necesidades.

Otros artículos relacionados

Deja un comentario